//San Marcos cerró año académico 2017 con reconocimiento a estudiantes y docentes

San Marcos cerró año académico 2017 con reconocimiento a estudiantes y docentes

 

Durante el año 2017, la Universidad Nacional Mayor de San Marcos asistió a una serie de desafíos nacionales e internacionales y a un nuevo marco normativo en materia universitaria, que ha requerido la construcción de un modelo educativo participativo. Pero también ha tenido grandes satisfacciones, como el reconocimiento del talento estudiantil a nivel nacional e internacional.

Los avances en los campos académico, de investigación y de gestión fueron destacados por el rector, doctor Orestes Cachay Boza, y los vicerrectores académica de Pregrado y de Investigación y Posgrado, doctores Elizabeth Canales Aybar y Felipe San Martín Howard, durante la ceremonia de clausura del año académico, realizada el lunes 11 de diciembre en el auditorio Rosa Alarco Larrabure, de la Biblioteca Central.

“Es la oportunidad que tenemos para comunicar a la comunidad sanmarquina los grandes avances que se vienen dando en nuestra universidad, con el esfuerzo conjunto de autoridades, docentes, personal administrativo y estudiantes”, expresó el doctor Cachay al precisar que se están dando soluciones inmediatas a los requerimientos de la universidad; reorientando el presupuesto a las áreas que necesitan mayor desarrollo, como la investigación; concluyendo obras de infraestructura y la digitalización de procesos administrativos; entre otras acciones.

En ese sentido, anunció que la universidad se encuentra en la etapa final de su proceso de licenciamiento por parte de la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (Sunedu); institución que ha definido el equipo que verificará la documentación presentada por San Marcos.

Formación integral e investigación

Previamente, la doctora Elizabeth Canales manifestó que desde el Vicerrectorado Académico de Pregrado (VRAP) se viene trabajando en el aseguramiento de la calidad de educación para una formación integral de los alumnos, tanto en su desarrollo intelectual y ético como en la formación de sus habilidades y competencias.

“Estamos pasando de una universidad tradicional a un universidad de investigación, con la construcción de un modelo participativo que recoge los tres momentos del quehacer de la universidad respecto a los estudiantes: antes, durante y después”, señaló la vicerrectora, afirmando que de los 44 000 alumnos de pregrado actuales, esta cifra se duplicará en alumnos de posgrado.

Indicó que ya se tienen aprobados los 65 planes de estudios específicos y de primera especialidad, así como los 5 de estudios generales establecidos en la Ley Universitaria; además de capacitar a los docentes en innovación educativa. “Un primer grupo de 70 profesores vienen recibiendo por 4 meses capacitación por la Universidad Politécnica de Madrid”, refirió.

Por su parte, el vicerrector de Investigación y Posgrado resaltó la integración de los estudios de pre y posgrado que deben ser vistos como una continuidad; enlazados con la investigación y reforzados con el sistema de biblioteca y publicaciones, e institutos y centros de investigación; así como la 1551 Incubadora de Empresas Innovadoras y centros de desarrollo regional.

Reconocimiento:

La comunidad sanmarquina también reconoció los méritos estudiantil y docente en la ceremonia de clausura, distinguiendo con medalla y diploma de honor a los alumnos que han destacado con sus proyectos innovadores a nivel internacional, así como a los que han ocupado el primer puesto en rendimiento académico en sus respectivas escuelas profesionales, y los docentes con los mayores puntajes obtenidos de la evaluación de sus propios alumnos.

 

Los primeros en ser premiados fueron los cinco jóvenes integrantes del grupo Yawa, creador de una turbina eólica que comprime el vapor del aire para poder condensarlo y obtener agua potable, que ocupó el primer lugar del concurso “Una idea para cambiar la historia”, de la cadena internacional History Channel, quienes recibirán 60 000 dólares para implementar su proyecto.

Se trata de los estudiantes Max Hidalgo Quinto (Ciencias Biológicas), María Victoria Salcedo Salcedo (Química e Ingeniería Química), César Pari Coila (Ciencias Económicas), Felipe Arancel Llerena (Ingeniería Electrónica y Eléctrica) y Withney Yarasca Cerna (Ciencias Biológicas).

De igual modo, el egresado de la Facultad de Ingeniería Industrial, Jorge Poma Deza, quien ocupó el primer lugar en el Perú y el segundo a nivel latinoamericano en el concurso Desafío Google.

Los estudiantes organizadores del proyecto “Ritmo saludable” también recibieron los aplausos.

Lea la nota completa en San Marcos al Día: